raviolis, caseros, carne

Raviolis caseros de carne

Hoy vamos a preparar raviolis caseros de carne, un plato de pasta delicioso. Para salir de la rutina de comprar los raviolis ya hechos y añadirle simplemente la salsa, hoy te enseñamos a hacerlos desde cero. ¡Verás que no es nada complicado y que están mucho más ricos!

Raviolis caseros de carne, ingredientes

Este plato requiere de 3 elaboraciones distintas. Estos son los ingredientes que necesitas para cada una de ellas:

Masa

  • 250 g de harina de trigo
  • 1 yema de huevo
  • Sal
  • Agua
  • 50 ml de aceite de oliva virgen extra Maeva

Relleno

  • 500 g de carne picada
  • 1 diente de ajo
  • 1 cebolla
  • Medio pimiento rojo
  • Pimentón picante
  • Orégano
  • Aceite de oliva virgen extra
  • 300 g de queso rallado del tipo «mozzarella»

Salsa de tomate

  • 4 tomates maduros
  • Orégano
  • Albahaca
  • Azúcar
  • Pimienta negra
  • Sal
  • Aceite de oliva virgen extra

Preparación

  1. Vamos a hacer la salsa de tomate primero. Pelamos y picamos los tomates en trozos pequeños y los ponemos a la cazuela a fuego lento con un poco de aceite de oliva.
  2. Si los notamos muy ácidos, añadimos una pizca de azúcar; tampoco queremos que la salsa esté dulce.
  3. Añadimos orégano, albahaca, sal y pimienta y lo dejamos hervir un par de minutos para que se termine de hacer. Lo dejamos así 30 minutos removiendo de vez en cuando.
  4. En otra sartén con aceite, ponemos el ajo picado, la cebolla y el pimiento y lo dejamos pochar a fuego medio unos 5 minutos.
  5. A continuación añadimos el pimentón picante, rehogamos un poco y agregamos la carne picada. Salpimentamos y añadimos una pizca de orégano.
  6. Esta mezcla de la carne la tenemos que freír evitando que se formen grumos, por ejemplo con ayuda de un tenedor.
  7. Mientras vamos cocinando el relleno vamos a preparar la masa. En un cuenco mezclamos la harina con la sal, la yema de huevo y el aceite de oliva.
  8. Vamos añadiendo agua poco a poco hasta que la masa quede homogénea y no se pegue. Cuando esté lista hacemos una bola con ella y la dejamos reposar cubierta con un paño de cocina.
  9. Cuando tengamos la carne lista la dejamos enfriar con el queso rallado mezclado.
  10. Volvemos a la masa, la dividimos en 2 partes iguales y estiramos ambas lo máximo posible.
  11. Encima de una de esas partes ponemos el relleno en montoncitos pequeños, separados entre sí unos dos centímetros.
  12. Mojamos con agua los huecos entre los rellenos y colocamos encima la otra mitad de la masa, pegándola sobre la otra en donde no haya carne. Intenta que no quede mucho aire dentro.
  13. Cortamos los raviolis con un cuchillo o cortapastas intentando que sean todos del mismo tamaño.
  14. Ponemos una cazuela con agua y sal a hervir y añadimos los raviolis uno a uno. Los dejamos cocer 3 o 4 minutos y retiramos del fuego.
  15. Colocamos los raviolis en platos, añadimos pimienta y la salsa de tomate y ya están listos para servir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *